Presentación de ‘Abismo’, de Leandro Pinto

Presentación de 'Abismo'

La librería Sinopsis fue el escenario este sábado, 11 de noviembre, para la presentación de Abismo (Demencia II) (Mercurio, 2017), del escritor Leandro Pinto. Pinto, acompañado por la también escritora Mélani Garzón Sousa, llenó la zona alta de la librería usada para presentaciones.

Garzón hizo un repaso a esta segunda parte de la serie Demencia, de carácter independiente a la primera entrega, ya que no se trata de una saga sino un conjunto de novelas en torno a la misma temática: las enfermedades mentales. La escritora resaltó que esta es una obra que no dejará a nadie indiferente, y que «no te deja mal, lo que te deja es una herida que no vas a olvidar en la vida».

Pinto, que agradeció el acompañamiento de Garzón, recordó a los presentes que la portada de este libro y los dos anteriores han sido diseñadas por ella, dado que también es ilustradora. «Más allá del mero valor literario los libros entran por los ojos, la imagen que proyecta es muy importante y Mélani lo ha logrado demostrando no ser sólo una lectora objetiva». Tuvo palabras para Jorge Liria, responsable de la editorial Mercurio, por apostar por él y reconocer que «es inusual publicar dos libros el mismo año, pero es una estrategia que se decidió así y que celebro». Tuvo en cuenta las muestras de cariño recibidas por quienes le siguen habitualmente y el apoyo de su familia.

Explicó someramente que como autor tiene preferencias por este tipo de género y se siente cómodo con estos personajes, aunque reconoció que Abismo había sido todo un reto «nunca me he entregado tanto a una novela como esta, desde el concepto literario del terror». Igualmente explicó que el hecho de que la protagonista principal sea femenina y escribir en primera persona «ha sido un ejercicio muy duro, esto involucra más al autor y a la vez le involucra. De hecho escribí varias narraciones paralelas para poderme meter en el papel de Cristina Villar y estudiar su configuración psíquica» confesó.

También destacó como algo complicado en su novela la «dislocación» del tiempo, ya que la novela da muchos saltos entre el pasado y el futuro, llegando a veces a confundirse.

Entre los presentes, escritores como Germán Vega, Sandro Doreste y Yazmina Herrera, que se acercaron a arropar al autor argentino afincado en Gran Canaria.

Reportaje fotográfico: Javier Guerra / DRAGARIA

Puedes comentar este artículo en nuestra página de Facebook: