Gloria de la Soledad López Perera: «Soy escritura»

Gloria de la Soledad López Perera

Entrevista exprés

«Soy escritura, pues así me defino y así me define cada letra, cada línea que se refleja en el papel y que procede de mi interior. Gracias a que tú me lees, yo existo». Comenta Gloria de la soledad López, escritora tinerfeña que está ahora inmersa en la promoción del trabajo colectivo Perdone que no me calle, para concienciar a la sociedad canaria sobre los malos tratos hacia las mujeres y niñas. Reconoce que es lectora desde muy joven: «Desde pequeña me sentí atraída por el mundo de las letras. A lo largo de mi juventud participé en diversos concursos literarios de los cuales guardo muy grandes recuerdos».

Tres claves de tu último trabajo

He descubierto en el relato corto una gran aventura, en la que puedo reflejar en pocas palabras una gran cantidad de contenidos. Para mí las claves de todo mi trabajo son pasión, corazón y franqueza. Lo racional se evade y prima la esencia del todo puesto a disposición del que me lee. Puedo decir a día de hoy que mi novela, La leva del poder (Albores, 2015), se ha convertido en libro de mesilla de muchos lectores e incluso, por palabras de ellos mismos, le ha devuelto las ganas de retomar el gusto por la lectura. Para mí, este libro, es como mi hijo, ya que tras dos años y medio y casi 550 páginas, he volcado en su interior todo lo que una persona puede llegar a entregar en un libro. Quién me conoce me ha visto reflejado en él y para es todo un orgullo que así sea. La portada es una vieja foto de mi madre, que refleja con exactitud la época en que se desarrolla la vida de su principal personaje, una mujer llamada Milagro Sánchez que desde el principio te cogerá de su mano, llevándote con ella a vivir las más variopintas historias que puede tener una joven canaria de los años 30. Mujer adelantada a su tiempo, llegará a tu corazón, logrando que te involucres en su historia y no puedas abandonarla, porque ella jamás te dejará atrás.

¿Qué autor o autora te inspira?

Para mi descubrir a Gabriel García Márquez supuso un encuentro con algo más que con los libros, pues en él descubrí cómo se puede dibujar con las palabras todo un mundo recreado e hipnótico para el lector. No me cansaré de darle las gracias por haber creado Cien años de soledad.

Un poema, una novela, un cuento

— Un poema: Adolescencia, de Juan Ramón Jiménez. Qué puedo decir: cuando se tienen catorce años y se lee a Juan Ramón Jiménez, todo un mundo de reflejos adolescentes, tiernos, inseguros, maravillosos.

— Una novela: Cien años de Soledad, de  Gabriel García Márquez. Todo un descubrimiento el autor y su obra. Tanto que todos los años lo releo con una intensidad que parece que es la primera vez que llego al mundo de Macondo y de sus personajes

— Un cuento: Alicia en el país de las maravillas, de Lewis Carroll. Para mí un cuento que no me canso de leer pues visualizas distintos puntos de vista que hace variar la historia cada vez que lo repasas. Un mundo irreal en el que una niña se ve inmersa en los miedos de dejar una feliz niñez para llegar a una compleja adolescencia. El poder de lo femenino a lo impuesto por lo masculino y sobre todo los más variopintos personajes que dibujaban realidades de la sociedad del momento y totalmente transportable a la actualidad.

Una obra de teatro, un guión cinematográfico

— Una obra de teatro: tuve la suerte de ver en directo una de las mejores adaptaciones de la obra La Celestina, de Fernando de Rojas. Una tragicomedia donde la Celestina es la protagonista central, aunque la obra gire entorno al loco amor entre Calixto y Melibea.

— Un guión: el guión de Apocalipsis Now, de John MiliusFrancis Ford Coppola, basado en El corazón de las tinieblas, una novela de Joseph Conrad, ambientada en África. Esta obra está inspirada en los seis meses que Josep Conrad pasó en el Congo colonizado y devastado por el rey Leopoldo II de Bélgica. Aunque la acción de la película se situó en la guerra del Vietnam, logrando una de las más impactantes películas que abordan uno de los conflictos bélicos más terribles de la historia de la humanidad.

Proyectos

Actualmente me encuentro inmersa en la creación de nanorrelatos, microrrelatos, relatos cortos y cuentos. Una producción muy interesante, desde el punto de vista de comunicar en muy pocas palabras una gran historia o una pequeña vivencia.

¿Qué personaje de DRAGARIA serías?

Yo me considero una sirena, pues necesito el mar como el aíre que respiro. No me imagino otra vida, soy isleña y mi carácter y mi forma de ser vienen referidos por el sabor a mar, por el sonido de las olas y por el salitre que inunda mi cara cuando el bravío océano bate con fuerza sobre la costa canaria. Con mis odas cautivo al lector y lo transporto a mi mundo, al  igual que las sirenas cautivaban con su canto a los hombres y de su mano se hundían sin temor en el profundo océano, nuestro Atlántico.


'La leva del poder', de Gloria de la Soledad López Perera
Portada de ‘La leva del poder’, de Gloria de la Soledad López Perera.

Gloria de la Soledad López Perera (Santa Cruz de Tenerife) escribió su primera novela, La leva del poder, en 2015. A partir de ahí fue quinto premio en el I Certamen Internacional de microrrelatos A Diego Armando Maradona, en Argentina, y mención especial en el III Certamen Literario Internacional de la Fundación Somos de Miami. Participó en México con una carta seleccionada para el proyecto ¿En qué piensas cuando miras al cielo?, que verá la luz próximamente. Ha participado en varias antologías con diversos autores, de poetisas canarias y en la antología contra el maltrato Perdone que no me calle.

Puedes comentar este artículo en nuestra página de Facebook: