Fusión creativa para mudar miradas

Presentación de 'Poema para transfigurar la mirada de los niños'

Juan Carlos de Sancho dibuja mientras Alex Campos escribe. Ambos imaginan versos. Ambos están empeñados en revertir el semblante triste de los niños (y las niñas) tristes y trastocarlos en rostros si no alegres, al menos esperanzados. Así surge un poema, Poema para transfigurar la mirada de los niños. Y del poema surge un libro. Y del libro… eso nunca se sabe.

«Lanza tu mirada de golondrina
busca como la noche
invencina o fantacrea otras alas para ver el arcoiris
aprende de la oruga
aprende del bambú…».

De Sancho acudió este miércoles, 8 de noviembre, al Club La Provincia acompañado del editor Jorge Liria para presentar una obra que previamente había viajado ya a Madrid y a México. Un libro creado a cuatro manos por él y por el joven poeta mexicano Campos. De Campos es la poesía en palabras; del canario, la poesía en ilustraciones. Treinta y cinco versos, treinta y cinco dibujos, treinta y cinco páginas.

Jorge Liria introdujo el acto, resaltando las vicisitudes del proceso y la apuesta editorial por una obra «especial». De Sancho vino a contarnos que el proyecto surge como reacción a la mirada de los niños hondureños, niños de la calle, de mirada mustia, niños y miradas que impactaron en la sensibilidad de Campos y que dieron origen al poema.

Campos no solo escribe, es un activista cultural que edita libros con una imprenta instalada en su propia casa y que está empeñado en llevar la literatura a los colegios de su país, fuertemente golpeado por la corrupción y el narcotráfico. «Quiere que los niños descubran que hay otras alternativas, otras formas de ver la vida», señaló De Sancho. «En México hace tiempo que se eliminó de las escuelas la Filosofía, hoy hay un gran movimiento para exigir su reposición y Alex forma parte de él».

Campos intervino en el acto, a través de una grabación ante la fachada de la casa que en su momento habitaron Frida Kahlo y Diego Rivera, remarcando la riqueza que aportan colaboraciones que, como esta, se producen a distancia, a uno y otro lado del océano. El poeta tuvo también palabras de agradecimiento para el ilustrador y la editorial.

Poema para transfigurar la mirada de los niños es, pues, un libro exquisitamente editado, de un solo poema, un poema deconstruido en versos e imágenes de bella factura lírica y, sobre todo, comprometido con el presente y futuro de la infancia, que al fin y al cabo viene a ser el compromiso con nuestro propio presente y nuestro propio futuro.

Entre el público, Javier Durán, Pepe Orive, Noel Olivares, Paco González, Saro Armas, Pino Luzardo, Francisco Vaquero, Augusto Vives, Moni Checa, Alfredo Henríquez, Magdalena Medina, Teresa Suárez o José Antonio González.

Reportaje fotográfico: DRAGARIA

Puedes comentar este artículo en nuestra página de Facebook: