Sandra Franco Álvarez: «Los autores somos personas»

Sandra Franco

Entrevista exprés

Sandra Franco es muy tímida, tanto que asegura que no es narradora oral. Lleva un año trabajando en un nuevo proyecto que presentará en breve, y asegura que su mayor deseo en las visitas que realiza a los centros escolares de las Islas es hacerles ver que «los autores somos personas como ellos y que hemos sido niños como ellos. Somos personas accesibles y sentimos y vivimos como cualquier otra persona». El CEIP La Goleta acaba de bautizar la biblioteca del centro con su nombre: «Fue un día muy especial, un día de esos que queda para siempre grabado en las entrañas de una. Un día sin duda de fiesta, de muchas emociones flotando en el ambiente y muy bien acompañada», asegura.

Tres claves de tu último trabajo

Documentación, tener muy presente la voz de la Sandra niña y muchas horas de trabajo.

¿Qué autor o autora te inspira?

Ana María Matute, María Gripe, Dora Alonso, Roald Dahl, José Luis Sampedro y los álbumes ilustrados. También me inspiran el cine, la fotografía y la película documental.

Un poema, una novela, un cuento

— Un poema: El país de Ofelia, de Manuel Díaz Martínez.

— Una novela: La vieja sirena, de José Luís Sampedro.

— Un cuento: cualquiera de Antón Chéjov, por ejemplo, La señora del perrito.

Una obra de teatro, un guión cinematográfico

— Una obra de teatro: La casa de Bernarda Alba, de García Lorca.

— Un guión: Los puentes de Madison, de Clint Eastwood.

Proyectos

Estoy escribiendo un cuento para un proyecto solidario precioso de literaratura infantil y juvenil (LIJ), Para contar con las palabras + hermosas, en el que participamos 10 escritores de Gran Canaria. Estoy terminando dos álbumes ilustrados y un nuevo cuento infantil y juvenil. También estoy finalizando un proyecto de fotografía en el que llevo metida un año y en el que fusiono la imagen con haikus.

¿Qué personaje de DRAGARIA serías?

Tengo claro ese personaje, porque además es uno de los personajes que medio inventé para uno de mis libros, una bruja de fiar. De las que van en escoba (si han pasado por supuesto la ITV; lucen pelucas, capa y cumplen el reglamento). Son brujas justas y que ponen, por encima de todo, su corazón en lo que creen. Por supuesto, lo anterior no las exime de hacer piruetas y triples mortales mientras vuelan.


'Pétalo 21', de Sandra Franco Álvarez
Portada de ‘Pétalo 21’, de Sandra Franco Álvarez.

Sandra Franco Álvarez (Las Palmas de Gran Canaria) escribe sus  primeros relatos cortos, microrrelatos y cuentos para adultos, La metamorfosis de Clea, Dachau y Pleamares, a través de talleres de narrativa. En abril de 2010 ve publicada su primera obra infantil-juvenil, El Lagarto de Ansite, con la que participa en el III Congreso de Jóvenes Lectores de Gran Canaria 2013-2014. A continuación, surgen proyectos como coautora de SOS Ladridos por Mima, Wi y la novela corta El elixir curalotodo, título que le lleva a participar en la XXXVIII Edición del Salón del Libro Infantil y Juvenil de Madrid (2014) además de en la IV Edición del Congreso de Jóvenes Lectores de Gran Canaria 2014-2015, al que vuelve en la edición 2016 con Pétalo 21. Su siguiente publicación, Isla a isla. Cuento a cuento, le ha llevado a viajar por todo el archipiélago canario y a profundizar en las raíces del silbo gomero. Con Wi ganó la V edición del concurso Cuentos Solidarios de la Fundación Mapfre Guanarteme. (Web).

Puedes comentar este artículo en nuestra página de Facebook: