Biblioteca Pública del Estado en Las Palmas de Gran Canaria
Biblioteca Pública del Estado en Las Palmas de Gran Canaria (Foto: Library Ranking Europe).

La Comunidad Autónoma de Canarias es la que menos inversión dedica al mantenimiento de bibliotecas públicas, según se desprende de los indicadores de rendimiento del Informe Anual 2015 Bibliotecas públicas españolas en cifras elaborado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte que acaba de ver la luz. En dicho informe, Canarias se sitúa en la última posición de las comunidades autónomas (CCAA) en todos los capítulos de inversión, tanto en gasto corriente por habitante (5,27 euros frente a una media de 9,55 euros), como en gasto en colección —libros y otros documentos— por habitante (0,18 euros, en este caso empatada con Andalucía; la media es de 0,63 euros) y en número de habitantes por personal a tiempo completo o ETC (6.232 habitantes por empleado, donde la media es de 4.405).

Evolución del gasto corriente por habitantes en CCAA
Evolución del gasto corriente por habitantes en CCAA de 2011 a 2015 (Fuente: Ministerio).

Por provincias, Santa Cruz de Tenerife ofrece un mejor resultado en gasto corriente, con 5,38 euros por habitante frente a los 5,17 euros por habitante de Las Palmas; pero sale peor parada en gasto por colección (0,17 euros por habitante frente a los 0,20 de Las Palmas) y personal ETC (6.267 habitantes por empleado por los 6.201 de la provincia oriental).

Menos bibliotecas

Las Islas presentan, por lo general, datos negativos en el informe. Así, en lo que a número de bibliotecas públicas se refiere, Canarias ha pasado de 177 en 2011 a 157 en 2015, dejándose 20 centros por el camino. En ese período, Santa Cruz de Tenerife ha perdido 11 (de 91 a 80) y Las Palmas, 9 (de 86 a 77). En este apartado, en el que se computan bibliotecas centrales, sucursales y bibliobuses, el Archipiélago ocupa, sin embargo, la undécima posición, por encima de Asturias, Baleares, Murcia, Navarra, Cantabria, La Rioja, Ceuta y Melilla.

Evolución del número de bibliotecas públicas en Canarias de 2011 a 2015
Evolución del número de bibliotecas públicas en Canarias de 2011 a 2015 (Fuente: Ministerio).

Otro aspecto significativo es el que se refiere al número de usuarios. Aquí Canarias se encuentra también en la cola de las CCAA en población inscrita, con un 17,98% del censo (378.026 usuarios), en una media estatal del 36,23% (Las Palmas, un 22,04%; y Santa Cruz de Tenerife, un 13,55%). En el capítulo de nuevos usuarios inscritos en 2015, también ocupa los últimos puestos, con 28.197 nuevos registros, 13 por cada 1.000 habitantes, empatada con Galicia y solo por encima de Melilla. Con todo, las bibliotecas de las Islas ganaron algo más de 70.000 usuarios entre 2011 y 2015 (de 307.254 a 378.026).

Evolución del porcentaje de usuarios de bibliotecas públicas sobre el total de la población en CCAA
Evolución del porcentaje de usuarios de bibliotecas públicas sobre el total de la población (Fuente: Ministerio).

Algo mejor se presenta el ámbito digital. Canarias es la décima comunidad en sesiones de acceso a Internet, con 2.645  entradas, lo que supone un 12% respecto al número total de visitas (decimocuarta posición en este aspecto). 2015 registró un total de 24.258 visitas a las bibliotecas públicas del Archipiélago (duodécimo puesto entre las CCAA).

Un sistema «dispotente»

En opinión de Ariel Brito, presidente de la Asociación del Personal Bibliotecario de Gran Canaria, «los datos son demoledores, nos sitúan a la cola del país». Brito responsabiliza de esta situación a «todas las administraciones públicas, pero en el caso del Gobierno de Canarias es más sangrante porque debería ser el garante del sistema».

El presidente de los bibliotecarios de Gran Canaria confirma que «la inversión en bibliotecas es paupérrima. Y esta situación no es nueva, se arrastra desde siempre». El informe, apunta, está en consonancia con un estudio elaborado por la Universidad de Granada que tilda al sistema de bibliotecas públicas de Canarias como el más «dispotente» del Estado. «Y todo esto aderezado con el hecho de que somos la única comunidad autónoma sin legislación de ningún tipo en materia bibliotecaria», añade Brito.

Ley de Bibliotecas

Desde el Gobierno de Canarias, sin embargo, se indica que «se está trabajando para mejorar estos indicadores. Una herramienta fundamental será la Ley de Bibliotecas de Canarias  que va a contribuir a dar solución a la carencia de un marco jurídico, y permitirá dotar de una regulación suficiente y necesaria para el desarrollo de las políticas bibliotecarias».

«Hay que tener presente que el Gobierno de Canarias gestiona de manera directa las dos bibliotecas públicas del Estado, los cabildos gestionan las bibliotecas insulares y los ayuntamientos, las bibliotecas municipales.», señalan fuentes de la Consejería de Cultura.

En este mismo sentido, las mismas fuentes recuerdan que, «tanto los profesionales de las bibliotecas, como las asociaciones profesionales de bibliotecarios y documentalistas, han venido reclamando a lo largo de los últimos años el impulso por parte del Gobierno de Canarias de la redacción de esta ley, en el convencimiento de que se trata del primer paso para la mejora en la prestación de los servicios públicos, la profesionalización del personal al servicio de las bibliotecas, las dotaciones bibliográficas, el desarrollo y acondicionamiento de las infraestructuras, o la actualización de los equipamientos. Y, por supuesto, contará con su  ficha financiera».

El texto del Anteproyecto de Ley de Bibliotecas de Canarias se encuentra actualmente en fase de información pública. Cualquier ciudadano podrá hacer alegaciones al texto normativo hasta el 20 de junio a través de la web habilitada a tal efecto.

Datos globales

En lo que respecta al conjunto del Estado, estos son los aspectos destacados por el propio Ministerio:

  • Se contabilizaron un total de 4.606 bibliotecas presentes en 5.019 municipios, que prestan servicio de biblioteca pública al 97% de la población española, 44.983.737 habitantes.
  • Durante 2015 se crearon 16 nuevas bibliotecas; 4 en Andalucía, 5 en Cataluña, 2 en la Comunidad de Madrid, 1 en Castilla y León, 1 en Castilla La Mancha, 1 en la Región de Murcia y 2 en País Vasco.
  • Andalucía, con 805 bibliotecas, es la Comunidad Autónoma con mayor número seguida por Castilla La Mancha (498) y Comunidad Valenciana (436). Sin embargo, si consideramos el número de bibliotecas por cada 100.000 habitantes, Extremadura ocupa la primera posición con 35,1 bibliotecas, seguida por Castilla La Mancha, 24,4, y Aragón 19,9.
  • A estos servicios se suman los de los 77 bibliobuses que recorren diferentes puntos de la geografía española de las Comunidades de Andalucía, Aragón, Canarias, Castilla y León, Castilla La Mancha, Cataluña, Madrid, Valencia, Extremadura y Murcia.
  • En su conjunto, las bibliotecas públicas recibieron durante el año 2015 109,7 millones de visitas de ciudadanos. La población inscrita alcanzó la cifra de 16,8 millones de usuarios, representando el 36,23% de la población española. El Principado de Asturias es la Comunidad con mayor porcentaje de usuarios inscritos, con un 56,21% de la población seguida de País Vasco (49,83%) y Cataluña (48,57%).
  • Los prestatarios activos fueron 4,5 millones, que realizaron un total de 51,7 millones de préstamos (11,39 préstamos por prestatario activo). Las CCAA con mayor ratio de préstamos por prestatario activo son Cataluña con 17,29 préstamos, seguido de Aragón, 15,3, y La Rioja, 13,1.
  • Entre todas ellas disponen de una colección de 86,2 millones de documentos —unidades físicas—. Cataluña, Andalucía y Valencia son las comunidades con mayor volumen.
  • Durante 2015 se adquirieron 3,5 millones de documentos, destacando Cataluña con el mayor número de incorporaciones (805.304) seguida de la Comunidad de Madrid (439.795) y Andalucía (406.101).
  • La estadística también señala la consolidación del uso de las nuevas tecnologías en las bibliotecas españolas, ya que 4.053 bibliotecas públicas cuentan con servicio público de acceso a Internet, 88% del total de las bibliotecas. Se han contabilizado 17,1 millones de sesiones de Internet.
  • Por lo que se refiere a los servicios web ofrecidos por las bibliotecas públicas españolas, 3.225 bibliotecas cuentan con servicio de OPAC Web y 2.023 con página web. Se han contabilizado un total de 25 millones de consultas a los catálogos y un total de 30,7 millones de visitas a las páginas web.
  • Durante el año 2015 se realizaron 200.212 actividades culturales, organizadas por el 72,6% de las bibliotecas públicas, siendo el total de los asistentes a ellas 4,3 millones de usuarios.
  • El número total de personas empleadas en las bibliotecas públicas en equivalente a tiempo completo asciende a 10.568. De esta cifra los bibliotecarios representan el 24%, los auxiliares de bibliotecas el 53%, el personal especializado el 7% y el 16% otro tipo de personal.
  • Por último, en 2015, el total de gastos corrientes en las bibliotecas públicas españolas ha sido de 444,8 millones de euros y los de inversión, que son los derivados de solares y edificios, ha ascendido a 56 millones de euros.
  • Respecto al análisis de la evolución de los datos en los últimos cinco años, se observa un descenso paulatino del número de bibliotecas desde 2011, 226 en todo el territorio nacional. Por ello, tanto la población como el número de municipios servidos se han reducido un 2% y un 5% respectivamente aunque el número de visitas y usuarios inscritos no solo no han descendido sino que se ha incrementado un 23% y 48% respectivamente.
  • Del análisis estadístico se observa que la colección, en unidades físicas, se ha incrementado un 30% en los últimos cinco años.

Puedes comentar este artículo en nuestra página de Facebook: